Noticias
Por: Actual Inmobiliaria / 26 de junio 2018
Compartir
facebook twitter

¡Un churro no es ninguno!

Llegó la época del año donde nos permitimos comer rico y sin culpas, sí señoras y señores; para eso está el invierno, para usar este frío implacable como excusa para tomar un chocolate caliente y unos churros. Por eso buscamos la mejor cafetería de Providencia y Las Condes, esperando encontrar la más deliciosa bomba de calorías para batallar contra el frío.
Partimos nuestra misión en Providencia (Providencia #2400), ahí se encuentra la cafetería Cacao Much, reconocida por los vecinos como su lugar preferido para capear las heladas temperaturas.

Al entrar al local, el aroma a cacao hizo que nuestro lado racional se apagara completamente y el apetito aumentara, mientras recorríamos la cafetería. Nos topamos con bombones belgas, la increíble torta de Oreo y el reconocido Banana Split, pero nuestra misión era otra y, sin dejarnos caer por la tentación, llegamos a la caja.

Nos atendió Francisco Movillo  -su dueño- y nos recomendó una de las 11 variedades de “hot chocolate” belga acompañado con marshmallows y unos churros con dos dips: chocolate y frutilla.

Luego de limpiar el exceso de chocolate en nuestros dedos, nos sacamos la bufanda y continuamos con nuestra siguiente aventura, hacia la Cafetería Quererte  (Colón con Hernando de Magallanes), en el segundo piso del strip center en Las Condes.

A simple vista es difícil encontrarla, pero, cuando ya la conoces, es imposible que lo olvides. Primero, por la decoración Vintage y, después, por las exquisitas opciones para descubrir, que se instalarán en tu cabeza y terminarás pidiendo más…créenos.

Valentina nos atiende y nos hace un recorrido por la cafetería, mostrando la increíble ambientación –escogida por ella-,  donde hay miles de refranes chilenos que cubren la pared, una bicicleta colgando del techo y lámparas de tetera. Excéntrico, ¿no?

Por fin llegamos a la parte importante, cuando nos traen a la mesa una taza de chocolate caliente cubierto en marshmallows con tronco de chocolate rallado y una porción de churros con salsa de manjar – Oh my gord! – (dios gordo).

Nos tiramos de piquero a los churros, bañándolos con la salsa de manjar y un sorbo de chocolate caliente con los marshmallows ya derretidos, tan perfecta combinación que hasta nos olvidamos por un momento de las demás opciones que tienen en vitrina: cheesecake de Snickers, torta de Tres Leches y la de chocolate con chocolate y más chocolate, ¡todos para chuparse hasta los codos!

Salimos con el corazón bañado en chocolate y rellenos de manjar, ¿qué más podríamos pedir?

Por eso te recomendamos ir sí o sí a estas cafeterías, con tu pololo/a, amigo/a, o por último solo/a; porque perderte este shot de azúcar y amor, sería un verdadero pecado.